Fundas de servicio

Por fundas de servicio entendemos todas aquellas fundas de arma corta que los profesionales de las fuerzas del orden utilizan a diario para portar su arma corta de dotación. El principal objetivo de estas fundas de servicio es que el usuario pueda portar su arma con total seguridad, que se encuentre en una posición fácilmente accesible, y que además evite que se pueda caer o que nos la puedan robar. Las fundas de servicio se diferencian básicamente por los niveles de retención y seguridad que presentan. Así, existen fundas de nivel I o fundas de extracción rápida, fundas de nivel II con dos niveles de retención, fundas de nivel III y fundas de nivel IV. Las dos últimas también se conocen con el nombre de fundas antihurto. El mercado actual de fundas de servicio es realmente amplio y existe una gran variedad de modelos y marcas disponibles. Entre las más prestigiosas y reconocidas figuran las fundas Blackhawk Serpa, las fundas Safariland, y las fundas Vega Holster, entre muchas otras. Prácticamente la gran mayoría de fundas de servicio para arma corta están fabricadas con materiales sintéticos como el polímero, ya que ofrecen mayor ligereza, resistencia y moldeabilidad.

Nivel Antihurto
Establecer dirección descendente

24 por página

Elementos 1 a 24 de un total de 62

  1. 1
  2. 2
  3. 3
Nivel Antihurto
Establecer dirección descendente

24 por página

Elementos 1 a 24 de un total de 62

  1. 1
  2. 2
  3. 3