Disparadores

Gatillo para mejorar el tiro

El gatillo es un accesorio clave para el funcionamiento de un arma de fuego. Existen multitud de gatillos diferentes, y comprar el adecuado puede marcar la diferencia entre efectuar o no un buen disparo.

Los disparadores que vienen montados en las armas de serie suelen ser, por lo general, disparadores estándar sin demasiadas complicaciones. Por este motivo, quienes buscan mejorar el rendimiento de sus armas, así como la agrupación de sus disparos, necesitan recurrir a uno de los llamados disparadores de competición.

Nuestros productos de Disparadores más vendidos: Pesa gatillos Wheeler, Pesa gatillos digital Lyman, Pesa gatillos Digital Wheeler

Relevancia
Establecer dirección descendente

36 por página

8 artículo(s)

Comprar gatillo para arma

La cola del disparador del arma o gatillo, es el mecanismo que tiene un arma de fuego mediante el que se dispara apoyando el dedo sobre el gatillo. Para evitar posibles accidentes con el arma, el gatillo lleva incorporado un seguro (en la mayoría de armas) para posibles disparos de forma accidental. En el caso de las escopetas de dos cañones tendrán dos gatillos que responden a cada cañón.

gatillo para armas y su mejora en el rendimiento

Cómo funciona el disparador del arma

Aplicando una pequeña presión sobre el gatiilo del arma, liberamos al mecanismo del arma para provocar el disparo. Este mecanismo unido al resorte y la energía conocida como cinética se impulsa un dispositivo de golpe, esta energía se genera a través de un percutor que golpeando, enciende la imprimación.

Existen distintos mecanismos para disparar el arma, como es el de acción simple, DAO de acción doble y muchos más. Esta clasificación es por la función que ejerce el gatillo del arma.

Acción simple

Este método es el más habitual y más fácil de utilizar. El percutor se libera para descargar el dispositivo cuando apretamos el gatillo del arma. Esto quiere decir que el martillo se encuentra en la posición más atrasada, encadenando con el fiador y la biela atrasada, por lo que el percutor golpea a la aguja percutora para finalmente disparar. 

El método de acción simple es muy común en las armas de los cazadores.

Doble acción

El método de doble acción puede disparar esté el martillo cargado o no, por lo que su uso se limita al ámbito militar y para la defensa personal, aunque este último uso es más complicado.

Cuando apretamos el gatillo del arma, mediante la biela la cual transmite la fuerza apretando con su parte trasera el pestillo del percutor, comienza el camino hacia el tope de atrás. Este es el funcionamiento de doble acción. Justo aquí la biela que separa el pestillo, se posiciona en un ángulo dando golpes al yunque, lo que conocemos como la parte superior de la aguja percutora.

Es muy destacable la seguridad que llevan los métodos de doble acción, ya que puedes ajustar manualmente la seguridad para evitar accidentes.